Puesto en el mercado musulmán, Xi’an


Puesto del mercado musulmán, Xian

Deambulé curiosa por las calles del mercado musulmán. Todos aquellos puestos de comida, ofrecían deliciosos manjares que no sabía nombrar. Pastelillos rellenos y pinchos de carne blanca, pasta húmeda de cenefas trenzadas, bolas rebozadas que brillaban a contraluz. El calor de los fogones y el olor intenso a manjares exóticos me acompañaban. Y yo me volvía más y más golosa a cada paso. No renuncié a nada. El té verde de hojas flotantes me aguardaba a la vuelta de la esquina.

Anuncios

Barrio Musulmán de Xi’an


 

Barrio musulmán de Xi'An

Uno de los lugares más fascinantes y alegres que he visitado nunca es el Barrio Musulmán de la antigua ciudad de Xi’an en China.

Paseé por las calles caóticas, donde las motos y las bicicletas no seguían ninguna regla lógica y se mezclaban con los viandantes que andábamos absolutamente despreocupados.

Una se diatraía con facilidad observando la variación y el colorido de los artículos de las paradas callejeras, que ya podían ser juguetes o diminutos libros rojos de Mao.

Allí se mezclaban también sabores y olores exóticos, humos y sonidos siempre aderezados con esa extrema amabilidad china que a nosotros los occidentales nos parece servilismo.