De parte de la princesa muerta


Las hijas de Alá

“Gracias Princesa, por ser tan soñadora y romántica….tan humana, tan tierna. Has sido como un “regalo”, que me proporcionó una antigua biblioteca, de ésas que guardan tantos tesoros en sus estantes, fue tan especial descubrirte en los “mares” de la vida… Una vez más, constaté cuan unidos estamos todos por las mismas pruebas, por dolores intensos y alegrías fugaces…”

De parte de la princesa muerta. Kenizé Mourad